¿Qué pasa con Telefónica?

Los rumores sobre un capado aún más restrictivo que el que impuso Ono a todos sus clientes hace algunos años, con la salvedad de que en ésta ocasión el ejecutante es Telefónica, llevan algunas semanas circulando por Internet. Al parecer Telefónica estaría capando las descargas directas desde servidores de alojamiento de archivos como Megaupload o Rapidshare.

Hay algunas cosas que quería comentar al respecto. Yo contraté ADSL hace algunos meses (en octubre) y desde entonces no he tenido un sólo día de conexión decente. Podría estar cambiando mi IP del órden de un par de veces a cada hora.

Ésto que comenta @eduo por Twitter puede tener algo que ver. Desde luego yo suelo tener uTorrent activo y siempre que tengo un rato libre hago descargas directas. El capado por descarga directa desde Rapidshare o Megaupload no se ha aplicado a mi línea (siempre he descargado a la velocidad ‘normal’, con los picos de 300Kbps en Megaupload), pero he tenido muchos cortes siempre que he descargado a través de torrents que incluían trackers públicos (como The Pirate Bay). No obstante cuando descargo torrents a través de trackers privados (como Demonoid) ha funcionado a la perfección (de ahí mis recientes descargas de audio loseless).

Yo que sé, será que se están anticipando al fín de las tarifas planas o a la ley Sinde. Sea lo que sea la mosca de detrás de la oreja no me la quita nadie.

Otro terremoto sacude Haití

Hace nada y menos que un terremoto de 7 grados asolaba Haití, dejando a un país de por sí pobre sin una porción importante de su población y sin muchos de los edificios que allí se encontraban.Y hoy mismo un nuevo terremoto de 6,1 grados vuelve a atacar a la isla (información en El Mundo y en RTVE.es, aunque viniendo de agencias será la misma noticia).

Es una auténtica lástima que ocurran éstas cosas. Del terremoto no puede culparse a nadie, pero creo que de la desolación que el país caribeño sufre muchos países desarrollados tenemos la culpa, al tener una deuda histórica que se ven obligados a pagar y al no dar ayudas a que éstos países se recuperen de éste tipo de catástrofes (y si las dan, con intereses y a corto plazo). Y siempre después de las catástrofes, teinendose que usar básicamente en reconstruir el planeta. Estoy con Tuco, esas ayudas deberían darse antes de que sucedan éste tipo de cosas para poder preparar los edificios. En Japón hay terremotos de igual intensidad mucho más frecuentemente y los edificios aguantan.

Pero desde luego inquietante (y espero que exagerado, al provenir de Público) titular que leo también en Menéame hoy: otro terremoto de 8,5 grados podría estar a punto de suceder en la zona de Sumatra. Esa zona es castigada por grandes sismos cada, dicen, 200 años, y el último fue en 1797. Hay una tensión acumulada que de alguna manera tiene que liberarse, y en ese momento todos los lamentaremos. Y lo grave no será tanto el terremoto, sino el tsunami que podría generarse en una isla donde millones de habitantes viven en la costa. Y un tsunami no se puede prevenir con edificios más resistentes a movimientos.

En fín. Al menos he de agradecer que los medios no estén frivolizando con el asunto, aunque algunos quieran lucrarse o promocionarse.

Sitios a los que me gustaría volver: Porto

En ocasiones veréis que hablo de sitios guays o de viajes que hice en un pasado y que me gustaría repetir.

Os cuento. El único viaje que hice éste verano fue un fin de semana a Porto, Portugal. Fue para actuar junto con el grupo de folklore de Malpartida de Cáceres, Virgen de la Soledad, en un festival.

El viaje fue estupendo. Salí de Cáceres capital a las tres de la madrugada del viernes y volví el domingo por la tarde. En esos tres días cortos sucedieron muchas cosas. Salí por segunda vez de España, probé mi primer vodka negro de garrafón, pasamos la noche en una discoteca que estaba en un barco y donde nos empezaron a asediar con la supuesta ‘cultura española’ (canciones de 2001 y en plan David Civera), tuve quizá la mejor actuación de mi vida (si exceptuamos la de El Prat de Llobregat de septiembre de 2008, en la cual canté por primera vez la Rondeña de Orellana sólo, y me felicitaron por ‘la sonoridad de mi voz’), escuché el peor folklore portugués (para mí eso son gritos; ojo que digo ésto sin desmerecer al folklore portugués, el cual tiene temas bellísimos y voces de todas las clases, que obviamente no se encontraban aquella tarde a la orilla del Duero).

Además de todo eso el pueblo (digo ésto consciente que debe ser unas 6 veces más grande que Trujillo, si no son más) es bonito, y el estar a la orilla de un río de esa envergadura le confiere una ‘estructura’ muy especial. Eso sí, muchas cuestas.

Si alguna vez se me presenta la oportunidad de volver lo hago sin pensármelo. Mientras no me queda otra que recordar las fotos que tomé durante aquel mágico fín de semana.

[flickr album=72157620906551967 num=30 size=Square]

Tema para Nokia 5800: Symbian Foundation

Os enseño un bonito tema que he encontrado para mi Nokia 5800 (y, por extensión, para las versiones inferiores, y para el Nokia N97… bueno, para todos los dispositivos con Symbian S60 3rd Edition). Su nombre es Symbian Foundation, y me ha gustado por:

  • Primero, la fuente del reloj, muy desenfadada.
  • Segundo, el fondo que viene por defecto.
  • Tercero, los iconos personalizados (son preciosos).
  • Cuarto, por ser clarito (y permitir una buena lectura bajo el sol)

Voy a ser gentil. Para descargar el tema debes ir a TemasNokia5800.com. Cuidado con el banner, que salta al pasarle el ratón por encima.